Jugando con mi hermano mayor

Hola cómo mucha historias de aqui, la mía es verídica y sucedió cuando tenía 10 y mi hermano 16.
Resulta que dormíamos en la misma cama en el mismo cuarto por mucho tiempo. Era época de escuela y solo viviamos con mi madre. Quien trabajaba todo el día y regresaba en la noche hasta los sábados.
Un sábado amanecío con su verga parada. Era tanto su calentura que me dijo que jugará con ella. Yo nunca pensé en mal por qué con él siempre jugaba. Me dijo que imaginara que era una paleta de tusipop yo accedí y la tomé con mis manos. Acerque mi boca y con mi lengua la chupe y bueno aquí comienza el gusto por la verga.

Ese primer día se le besé y con mi lengua de la lamia. Así empecé hasta que me dijo que me la metiera en mi boca. Yo la metí y despues de un rato senti que me ahogaba rápidamente me la saqué. Y me dijo que ya no continuará.

El próximo sábado volvimos hacerlo este vez cuido que no me ahogara y cuidaba que lo hiciera despacio y me pegaba despacio cuando se lo mordia.

Hasta el tercer sábado el término en mi boca y dijo que seria la última vez. Pero que creen que el sábado siguiente lo desperté con una rica mamada que hizo que que calentará. Yo había encontrado la manera de seguir con lo que para mí ya era vicio. Y luego en la semana me pedía favores que me amenazaba que su no cumplía no se iba dejar chuparla. Pasó esto muchas veces pero nunca llegó a más pero mi gusto por la verga ya estaba en mi. Y la sigo disfrutando mamarla hasta hoy. Además esto llevó a mi segunda experiencia que después contaré dónde la misma inocencia me llevo a otros placeres. Soy yomit y mi correo es [email protected] soy de México.

VER VIDEO AQUI

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: