Mamada a mi hermano

Hola, buenas tardes. Me presento, mi nombré es Gabriel, tengo 29 años, soy de Avellaneda, provincia de Buenos aires y es la primera vez que cuento mi historia. Disculpen pero reitero soy nuevo en esto.
Mi familia esta constituida por mi madre, mi padre y mi hermano, Emanuel, con el que tengo una fisica inexplicable. Desde siempre me gustó, me encantaba el hecho de que sea tan mal hablado, que tenga ese aspecto varonil, rudo. Aca en Argentina hay tribus urbanas por decirlo asi y el entraria en una a la cual llamamos “Turro” por su manera principalmente de vestir ropa deportiva. Eso me calentaba aun mas. No se porq pero era mas fuerte que yo. Ver como su paquete se marcaba en esos shorts hacia que me encerrara en el cuarto a masturbarme pensando en el y a veces escapandome al baño solo para oler sus boxers sucios.
Una tarde, mi hermano llega de jugar a la pelota y se acuesta a descansar ya que estaba muy agotado por el partido. Luego de un rato, voy al cuarto a buscar unas cosas mias y veo que se habia quedado dormído. Para que este mas cómodo lo empiezo a desvestir y para mi sorpresa cuando llego a la parte del pantalón veo que estaba con su verga semierecta en esos boxers negros y ajustados que siempre me excitaban y me ponian a mil. Con miedo pero totalmente caliente, me arrodillo frente a ese hermoso bulto y empiezo a rozarlo con mi lengua. No aguantaba las ganas de tenerlo todo en mi boca ya. Con cuidado y sin despertarlo, bajo su boxer y quedó enfrente de una verga maravillosa de unos 22×4. No Lo podia creer, tenia enfrente mio Lo Que tanto habia deseado. Empiezo suavemente a olorla, tenia el tipico olor a transpiracion Que me encantaba. Con mi mano, la tome y sin dudarlo me la introduje toda en la boca dandole la mejor mamada que jamas alguien le haya dado en la vida. Le chupe la verga como un loco, desesperado. Sus huevos, uno por uno. Ya no me importaba nada. Solo queria deslechar al macho de mi hermano. Cada tanto Lo miraba, para ver si estaba despierto, pero el parecia dormido. Cuando su verga empezo a latir sabia que se venia su rica leche Y asi fue. Me inundo la garganta con varios chorros de lechita calentita que trague y saboree hasta la ultima gota. Una vez terminado, le deje bien limpia la verga, Lo vesti y me fui sin despertarlo,bueno eso creia yo. Al bajar las escaleras de casa recibo un whatsapp de el, donde me decia Que le habia encantado todo y que la proxima vez me iba a reventar la cola x puto y atrevido. Y obvio, hubo muchas veces mas,pero eso Es otra historia. Espero Que les haya gustado mi primer relato.

VER VIDEO AQUI

Un comentario sobre “Mamada a mi hermano

  • el 7 junio, 2018 a las 05:13
    Permalink

    me encantó yo también tengo un relato parecido para contar y soy de Avellaneda ja. Saludos. me encantó tu relato y me imagino a tu hermano como para no mamarsela

    Respuesta

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: