MI MACHO DE LA GASOLINERA (CASADO) – FNXBOYRELATOS

Hace poco más de cuatro años decidí abandonar la universidad en la que estudiaba, no sentía que me llenara la carrera que había elegido, opté por otra que me gustaba más. Por una cosa o por otra, tomar otra carrera se retrasó un año. Durante ese periodo, decidí que necesitaba trabajar para mantener un poco mis gastos y distraerme, hacer algo productivo.
Fue entonces que decidí entrar a trabajar a un súper de camino, el cual estaba ubicado dentro de una gasolinera. Fui entonces a capacitación y conseguí el empleo. Trabajé como cajero aproximadamente 6 meses.
Fue ahí donde conocí a un despachador de gasolina, y como casi todos los empleados tenían conocimiento de mi orientación sexual, algunos hacían comentarios algo excitantes que me provocaron un sin fin de sueños eróticos imaginando a cada uno de ellos cogiéndome con su olor a gasolina, a macho trabajador, y como casi todos eran casados, eso lo hacía aún más excitante.
La primera vez que salí con el macho que se convertiría en mi mayor fuente de sexo casual y también compañero de pedas, Fuimos a un paraje en medio de tierras de siembra cerca de su casa, me pareció una buena oportunidad para ofrecerle algo de sexo al aire libre. Durante nuestro trayecto al lugar, comencé a preguntar sobre sus experiencias sexuales, a lo que veía, era uno de esos que jamás están satisfechos de coger, eso me hizo entender que fácilmente podría conseguir algo de él.
Llegamos entonces al lugar y entre muchos temas de conversación le pregunté si a él le gustaba que le hicieran sexo oral, que si le gustaba que un hombre se lo hiciera. Él contestó que lo que le gustaba mucho era coger por el culo y que no todas las mujeres se prestaban para eso, por eso él solía buscar gays para satisfacer ese deseo.
Rápidamente le pregunté que si podía hacerle una mamada, él reclinó su asiento lo más que pudo y me dijo que yo tendría que sacarle su verga. Así lo hice, era delgada y de unos 16 cm ya erecta. Comencé sobandola para asegurarme de que estuviera bien parada, de tan sólo verlo también comencé a tener una erección.
Incliné mi cabeza hacia él, hacia su verga y le dí unas lamidas en la cabeza, tenía un olor agradable y me producía un enorme placer estar mamando la verga de un macho muy cogelón. Seguí dándole sexo oral por un largo tiempo, unas veces rápido, otras lento, algunas otras retiraba mi boca y le masajeaba rápido su verga para tratar de hacer que se viniera rápido, ya que mi garganta estaba un poco entumecida, entonces estuve unos quince minutos dándole masaje intenso a su verga y no conseguía hacerle eyacular.
Así que me rendí, ya que se estaba haciendo muy tarde, le comenté que podríamos dejarlo para después.
Hubo muchas ocasiones similares y me pude percatar de que era un macho muy aguantador, ya que en todas las ocasiones que he estado con él, no he conseguido hacerlo eyacular, cosa que me hace seguir intentando hasta la actualidad, en total han sido como 8 o 10 ocasiones en las que hemos salido, claro, en dos de ellas no concretamos nada, sólo salimos a beber y a platicar.
En otro relato les contaré la más reciente en la que pude tener su verga dentro de mi culo.
°FnxBoy Relatos°

VER VIDEO AQUI

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: