Consegui dos jovenes amantes por venganza a mi marido

Nunca me he considerado una mujer muy atractiva aunque nunca me faltaron pretendientes, incluso después de casada, de jovencita fui muy exigente para aceptar salir con algún chico por lo que solo tuve 2 novios antes que mi marido y solo con el había tenido sexo, durante los primeros 5 años de mi matrimonio con Rafa siempre le fui fiel aun cuando tuve muchas oportunidades de engañarlo, pero consideraba que no valía la pena arriesgar mi familia por un rato de placer, pero Rafa no pensaba igual y hace un par de años me entere de por lo menos 2 aventuras que tuvo con diferentes mujeres, era lógico que tuviera coraje, me sentí muy deprimida por algunos meses y mas porque comencé a notar nos distanciamos mas y mas cada día. Debido al trabajo de Rafa cada mes tiene que estar fuera de la ciudad por 3 días y aunque se que es verdad que se va por el trabajo, también creo que es cuando el aprovecha para verse con la o las otras con las que anda.

No voy a darme mi nombre verdadero por que es algo raro, pero me pueden decir Liz, estoy por cumplir 30 años y como leyeron antes, soy casada y con dos pequeños. El caso es que yo no trabajo, para mi es difícil conocer gente nueva, la mayoría son amistades tanto de mi esposo como mias y los hombres que alguna vez me han pretendido algunos son “amigos” (si es que se le puede decir así) de mi esposo y el marido de una de nuestras amistades, asi que nunca pensaría siquiera en aceptar algo con ellos, pero entre mi coraje y aburrimiento se me ocurrió salir durante uno de los viajes de mi marido, pero mi plan nunca fue conseguirme un amante, solo quería hacer algo divertido sin decirle a mi esposo, esa para mi ya era una venganza, entonces hable con una prima que ha veces nos cuida a los niños y le pedí que llegara a la casa como a las 4 de la tarde, yo me arregle de lo mas normal pues ni siquiera sabia a donde iría, asi que me puse unos jeans, una blusa cualquiera y unas zapatillas, me maquille y me subi a mi coche y me sali de la casa. En un inicio pensé en ir al cine, pero es algo que algunas veces hacia con Rafa y no era algo que despues dijera yo que fue diferente, asi que como no encontraba que hacer, di unas vueltas en una plaza comercial y me sente a tomar un cafe y estuve ahi hasta que dieron las 8 de la noche, entonces me volvi al coche y di una vuelta sin un rumbo fijo, entonces vi un antro que se veia con poca gente, no era gran cosa pero tenia años que no entraba a uno, di la vuelta y me estacione para entrar, todo era normal, me pedi una margarita y me sente sola en una mesa, apenas habia como unas 10 personas, la mayoria eran hombres y solo un par de parejas, estaba a punto de irme cuando un chico algo mas joven que yo se me acerco y me pregunto si podia sentarse conmigo, se presento como Jordi y me invito una bebida, platicamos un poco de tonterias y se animo a preguntarme si tenia novio, le respondi que era casada y el me pregunto sobre porque iba sola, creo que fue cuando lo agarre de paño de lagrimas y le comence a contar mas sobre mi vida, era la primera vez que me abria asi con alguien y era con un desconocido, pero Jordi aunque a lo mejor solo fingía, parecía escucharme y eso me gusto mucho y en algun momento me dijo entre en serio y en broma que cuando yo quisiera el estaba dispuesto a ayudarme a que me vengara de mi marido y eso a mi me hizo gracia pues aunque si queria hacer algo que le doliera a Rafa, nunca incluso en esos momentos pensaba engañarlo, pero las horas pasaron y los tragos tambien, la verdad Jordi me parecia encantador y la verdad es que si paso por mi mente ¿como seria acostarse con un chico asi? es mas, la pregunta debería haber sido ¿como seria acostarse con alguien que no fuera Rafa? pero claramente no tenia el valor de ser yo la que tomara la iniciativa pero estaba disfrutando la noche e incluso, si solo hubiera sido eso, para mi ya era una venganza contra Rafa pues nunca me ha llevado a un antro y menos me dejaria ir sola.

La noche se habia convertido en madrugada, creo que eran como la 1 de la madrugada cuando Jordi me propuso irnos a otro lado, cuando le pregunte ¿a donde? fue muy directo y me dijo que le gustaria estar conmigo, me dijo que tenia un departamento que compartia con un amigo y que seria todo muy discreto, yo a pesar de las copas estaba muy nerviosa, queria decir que si pero sentia algo de temor, pero al final estaba ahi porque estaba dolida con mi marido, asi que me arme de valor y le dije que si. Esa decisión cambiaría mi vida para siempre pero yo aun no lo sabia, el asunto es que salimos de ahi y tambien Jordi llevaba coche, asi que me dijo que lo siguiera, que estaba muy cerca, despues de seguirlo unas cuadras estuve a punto de tomar otro camino para perderlo y que todo quedara como una bonita experiencia, pero algo me hizo continuar atras de su coche hasta que llegamos a un edificio de departamentos, me dijo donde estacionar mi coche y subimos al elebador, hasta ese momento no me habia tocado, todo habia sido solo platica, pero estando solos en el elebador, Jordi me beso y fue tan rico que me senti excitada, tenia muchos años que no sentia los besos de alguien mas que no fuera Rafa y la verdad es que se sentia muy pero muy bien, llegamos al piso 14 que es donde estaba el departamento y entramos, parecia que no habia nadie pero me dijo que su amigo seguro estaba durmiendo en su recamara, asi que no hicimos ruido y nos metimos a su cuarto, honestamente busque fotos de alguna chica para saber si tenia novia o si coleccionaba “amigas” o algo asi, pero nada, tenia todo muy ordenado pero nada que indicara que habia alguien en su vida, muy caballero me pregunto su queria la luz apagada o encendida y le dije que la apagara, la cabeza me daba un poco de vueltas por el licor pero claramente senti sus manos recorriendo mi cuerpo por encima de mi ropa, sus besos eran en la boca, en ocasiones en mi cuello o mis orejas, todo era suave, no era brusco ni alocado, deje de pensar en consecuencias o incluso si era o no venganza contra Rafa, en esos momentos yo solo estaba disfrutando de los besos y caricias de Jordi, entonces comenzo a quitarme la ropa poco a poco sin dejar de besarme o acariciarme, cuando me tubo desnuda me dio algunos besos en mi vientre y me pidio que me acostara, Jordi se comenzo a desvestir pero sin dejar de besarme y cuando estuvo desnudo antes de que yo tocara algo mas de su cuerpo, comenzo a besarme por cada parte, desde mi boca bajo a mi cuello, mis senos, mi estomago, mis piernas, mis pies y los dedos de mis pies, su lengua no paraba de recorrer cada parte de mi y eso me tenia super excitada, entonces me abrio las piernas y me comenzo a chupar la vagina, nuevamente su lengua no paraba de recorrerme, sentia como mi clitoris estaba duro de lo excitada, llego un momento que estuve a punto de tener un orgasmo solo con las chupadas que me estaba dando en la vagina, tuve que detenerlo pues no queria llegar tan rapido, el se arodillo junto a mi cara, me estaba ofreciendo su verga para que la chupara y la verdad es que aunque si se la he chupado a Rafa varias veces, no es algo que nos guste mucho a ambos, pero claramente estaba dispuesta a hacer todo lo que Jordi me pidiera, asi que aunque no podia ver bien, busque con una de mis manos su verga y oh my good! no tenia una verga, tenia un monstruo enorme y durisimo que no podia abarcar con una sola de mis manos y recuerdo haber pensado “dios mio, no voy a aguantar que me meta eso”, aun asi trate de metermela en la boca y me entraba apenas la cabeza y un poco mas, me ahogaba solo de tenerla boca, tenia que sacarla y chuparla por los lados, aun asi no me queje ni dije nada, se la chupe por algunos minutos en los que me senti aun mas excitada un tanto por hacerle sexo oral a Jordi y por otro porque el mientras yo lo hacia me estaba acariciando suavemente mi vagina, pero llego el momento de que me cogiera, se acomodo sobre mi y con una de sus manos se ayudo para poner su enorme verga en la entrada de mi vagina, pense que me iba a doler pero en realidad estaba tan lubricada que apenas senti como entraba, ademas lo hizo muy suavemente hasta que estaba completamente dentro de mi, poco a poco comenzo a cogerme mas duro, yo no podia evitar gemir, nunca he sido escandalosa pero no podia contener los gemidos con cada empujon que me daba Jordi, estaba disfrutando como loca, estaba super excitada, no queria que dejara de cogerme y acepte ponerme en todas las posiciones que me pidio, nunca Rafa me habia cogido tan rico y nunca he podido recordar cuantos orgasmos me provoco la cogida de Jordi, pero la noche para mi estaba muy lejos de terminar pues despues de que se vino por primera vez, me pregunto como estaba y si estaba bien, le respondi que estaba encantada, que me habia venido varias veces y que podria coger con el por dias enteros sin parar, claramente le dio gusto y sin decirme mucho comenzó a acariciarme de nuevo para volver a excitarme, la verdad no hacia falta mucho, aun estaba bien cachonda por la rica cogida que me habia dado, entonces me pidió que me montara sobre el, busque acomodarme para volver a meterme la enorme vergota de Jordi y poco a poco volvió a entrar en mi, comencé a llevar el ritmo de la cogida y rápidamente estaba otra vez bien excitada, parece que Jordi espero a verme asi cuando me dijo algo que me sorprendió escuchar, me pregunto que pensaría si me pidiera que cogiera tambien con su compañero y aunque no fue que me molestara, le respondí que no, que no me atrevería y que solo estaba cogiendo con el porque me habia gustado mucho su forma de ser, Jordi no insistió en ese momento pero seguimos cogiendo y unos minutos después me volvió a insistir, me dijo que era igual de agradable que el y que era muy discreto, que si yo quería que podia estar a solas con el y mi respuesta nuevamente fue que no, pero la cogida continuo, yo sentí que esa segunda cogida Jordi era un poco mas rudo sin dejar de ser cortes, no me molestaba, al contrario, llego un momento justo después de otro orgasmo mas que yo misma le pedia que me lo hiciera mas duro, su enorme verga no me lastimaba y por el contrario, el placer que me estaba haciendo sentir era inmensamente mayor que lo que sentia con mi esposo, pero Jordi volvió a insistir con su amigo, me dijo que nunca me obligaría a nada que yo no quisiera pero me dijo que seria una experiencia diferente, que lo pensara y que todo seria con las reglas que yo pusiera y seguimos cogiendo hasta que me dijo que se iba a venir,yo trate de venirme al mismo tiempo pero el me gano y se vino sin que yo pudiera llegar a otro orgasmo, descansamos unos minutos y ya en calma me pregunto si me habia molestado su propuesta y le respondí que no pero que era la primera vez que le era infiel a mi marido y que el era el segundo hombre con el que cogia en mi vida, que no creía que pudiera hacerlo, me dijo que como yo quisiera pero que al menos conociera a su amigo y le dije que si, apenas estaba por levantarme para vestirme y no salir desnuda cuando Jordi me dijo que no me vistiera, que me quedara así y que el regresaba luego luego con su amigo, salio del cuarto y yo aun sentía un poco de mareo por el licor, también tenia un poco de pena y me cubrí con la sabana, vi el reloj y ya pasaban de las 3 de la madrugada, Jordi tardo unos minutos y entro con otro chico a un lado que se veía recién levantado, con sandalias, una bermuda y una playera rota, me lo presento como Martin y tambien resulto muy educado, incluso dijo que si prefería que se esperaba afuera pero tal vez por educacion pero le dije que no se preocupara, Martin tambien era muy agradable, por un momento paso por mi mente que si hubiera sido Martin y no Jordi el que me encontrara en el antro, seguramente de igual forma hubiera aceptado irme con el.

Solo platicamos unos minutos y Martin dijo que se retiraba para dejarnos solos, pero menciono que ya no tenia sueño y que estaria en la sala viendo alguna pelicula, cuando cerro la puerta Jordi se lanzo sobre mi a los besos y acariciando mi vagina, me pregunto que si me animaba a coger con su amigo y le dije que no estaba segura, que iban a pensar mal de mi, me respondio que de ninguna manera, que ya conocia mi situacion y que no pasaria nada que yo no quisiera, entonces no se porque, pero le dije que si, aun me beso un poco mas antes de salir a hablarle a Martin, Jordi ya no regreso, solo entro Martin y al igual que Jordi, me pregunto si queria que apagara la luz y le dije que si, senti cuando se sento en la cama despues de desnudarse, yo sentia muchos nervios, era como cuando me acaricio Jordi por primera vez. Primero Martin me dio un beso en la boca, no tan suave como los de Jordi pero me gusto, se notaba que era mas intenso que Jordi y no sabia si me sintiria bien al coger con el pero ya estaba ahi y ni modo de salir corriendo, ademas no era nada desagradable, continuo con caricias a mis tetas y rapidamente llego a mi vagina, sus manos eran mas rudas que las de Jordi pero igual me estaba excitando, creo que solo pasaron un par de minutos de que comenzo a acariciarme cuando ya estaba dentro de las sabanas buscando acomodarse para cogerme, yo abri mis piernas un poco para dejarlo colocarse bien, entonces su verga comenzo a entrar y salir, no era tan grande como la de Jordi pero aun asi era mas grande que la de mi esposo, su cogida fue mas intensa, casi de inmediato ya me estaba poniendo las piernas sobre sus hombros y me daba empujones tan duros como podia, yo nuevamente estaba bien excitada y mi mente no dejaba de pensar que en una sola noche ya habia cogido con 2 hombres diferentes, nunca habia siquiera imaginado hacerlo con uno y ya estaba con el segundo, pero esos mismos pensamientos produjeron en mi algo que no puedo explicar, pues entre mas lo pensaba mas excitada me sentia, incluso mas excitada que cuando me estaba cogiendo Jordi y no es que Martin fuera mejor o peor amante, creo que era mas bien el saberme deseada por dos hombres un poco mas jovenes que yo o tal vez por el simple hecho de coger con dos diferentes en la misma noche, pero mis pensamientos Martin no los sabia ni le interesaban, el me estaba cogiendo muy rico y al igual que Jordi me acomodo en diferentes posiciones, tambien tuve orgasmos con Martin, creo que fueron 2 solamente pero super intensos y algo que me hizo Martin que Jordi no hizo fue darme nalgadas, yo estaba tan caliente que le pedia que me pegara mas y es que ¡por dios santo! yo nunca habia sido asi, pero esos dos chicos me descontrolaron desde el principio.

El sol comenzaba a salir, vi el reloj y ya eran casi las 5 de la mañana, me vestí y salí del cuarto después de dos intensas cogidas con Martin, vi a Jordi durmiendo y no lo quise despertar, solo me acompaño Martin a la puerta y me despidió con un beso mucho mas tierno que todos los anteriores, me pregunto su Jordi ya tenia mi numero o si yo tenia el de el, le respondí que si aunque no era cierto, me subi a mi coche y me dirigi a mi casa, en el camino de unos 30 minutos, no podia dejar de pensar en lo que había hecho esa noche, le había sido infiel a mi esposo por primera vez, me habia acostado con un segundo y un tercer hombre en mi vida y me atreví a coger con dos diferentes hombres en la misma noche, también reaccione que no habia usado condon con ninguno de los dos y aunque no me preocupaba embarazarme me preocupaba salir con alguna enfermedad, era toda una combinación de sentimientos, por un lado habia disfrutado como nunca y estaba feliz, pero tambien estaba preocupada y me entraría remordimiento si me enfermaba y contagiaba a Rafa, tambien me entro un poco de miedo de algun dia encontrarme con alguno de ellos mientras me acompañara Rafa y mis hijos o que alguien mas se enterara de lo que paso y durante varios dias estuve preocupada y pensando si habia valido la pena arriesgar tanto por una noche de placer, pero conforme pasaron las semanas eso se me paso y cada dia me sentia con ganas de volver a verlos, comencé a imaginar que se sentiría hacer un trió con Jordi y Martin, no sabia si me atrevería, pero la sola idea me excitaba muchísimo, en el siguiente viaje de Rafa estuve tentada a ir a buscarlos pero no me atreví, fue hasta el segundo viaje de mi marido después de esa primera vez que ya no aguantaba las ganas, hacer el amor con Rafa ya no me era suficiente aunque lo sigo amando, pero el placer que se siente con mi marido no se compara con el que había sentido con esos chicos y me arme de valor para ir a buscarlos.

Nuevamente le pedi a mi prima que se quedara con mis hijos, me arregle mucho mas, busque un vestido lo mas sexy que encontré pues tampoco es que tenga ropa tan atrevida, pero al menos era un vestido ajustado y no tan largo, me maquille y me sali de la casa cerca de las 6 de la tarde, primero fui al antro pensando que serian clientes frecuentes de ahi pero no vi a ninguno de ellos, durante mas o menos una hora que estuve en el antro un par de chicos se me acercaron pero los rechace, yo quería encontrar a alguno de ellos pues tampoco queria darme a conocer como la vieja que siempre salia de ahí con alguien diferente, entonces me decidí ir al departamento de ellos y esperar a ver si los veia afuera, llegue y me estacione cerca de la entrada pero nada, tampoco se veía el coche de Jordi, me comenzaba a sentir decepcionada y estaba a punto de irme pues no pensaba subir a tocar su puerta cuando vi que de un coche se bajaba Martin, me puse nerviosa, pensé que si solo habia sido una aventura mas para ellos que incluso me podian rechazar, pero Martin me reconocio de inmediato y se acordo de mi nombre, me saludo de beso en la mejilla y me invito a subir a su departamento, se porto muy lindo conmigo, me dijo que habian pensado mucho en mi y que no tenían forma de localizarme y que estuvieron esperando a ver si yo los contactaba, durante el camino nunca trato de besarme o abrazarme, aunque no me hubiera molestado fue un gesto de caballerosidad para mi, cuando entramos me pregunto como había estado, me dijo que Jordi le platico que era casada y que pensaron que por eso no los volvería a buscar, llamo por teléfono a Jordi para decirle que estaba ahi y dijo que llegaba como en una hora, mientras le acepte una copa a Martin, poco después se animo a besarme y yo le respondí cada beso, para cuando llego Jordi yo ya estaba cogiendo con Martin, escuchamos cuando entro al departamento y nuevamente me senti apenada de que se diera cuenta que ya estaba cogiendo con Martin en su cuarto, pero fue totalmente una lindura, toco la puerta antes de entrar y Martin le dijo que pasara, de inmediato fue a la cama a abrazarme y me dio un beso muy tierno, me dijo que habían pensado muchísimo en mi y que pensaron que no me volverían a ver, el asunto es que esa noche cogí con los dos por separado antes de que estuviéramos los tres en la cama juntos, siempre fueron amables y respetaban lo que yo quería pues aunque esa noche querían hacerme una doble penetración yo no estaba lista, ni mentalmente ni físicamente, pues apenas aguantaba la verga de Jordi por muy tierno que fuera, pero disfrute mucho que se intercambiaran para cogerme mientras el que esperaba su turno me daba a chupar su verga y los orgasmos llegaron uno tras otro y esa segunda vez con ellos estaba tan cansada que me dormi y desperte hasta las 11 de la mañana, sali corriendo pero les pedi su teléfono antes de irme, durante el siguiente mes yo estaba ansiosa de que mi esposo se fuera a su viaje, ya me urgia ver a Jordi y a Martin, les hable un dia antes y al igual que siempre fueron un amor.

En noviembre cumplo 2 años de visitar casi cada mes a Jordi y a Martin en su departamento, incluso tuve que conseguir otra chica diferente a mi prima que cuide a mis hijos en mis escapadas pues mi prima comenzó a hacer muchas preguntas, pero conseguir a la otra niñera me a permitido quedarme varias veces hasta dos días completos con Jordi y Martin a pesar que ambos tienen su respectivas novias, cosa que al principio me incomodo un poco pero era algo lógico, también con el pasar de los meses he podido recibir algunas dobles penetraciones de ellos pero solo por mi vagina y es una experiencia incomparable, no puedo explicar el placer que causa sentir dentro de mi dos vergas que entran y salen casi siempre a diferente ritmo, los orgasmos que he alcanzado son impresionantes y no seque pasaría si dejara de verlos, pues debido a la pandemia mi esposo estuvo dos meses sin salir de viaje y mi desesperación por no poder ir a verlos me puso de muy mal humor, afortunadamente sus viajes se reanudaron y yo salí corriendo a buscar a Jordi y a Martin. Reitero que si amo aun a mi marido, pero entre sus aventuras con otras mujeres y mi gusto por mis dos amantes, se me ha hecho una verdadera necesidad de estar con ellos en cada oportunidad, lo único que espero es que nuestros encuentros duren muchísimo tiempo mas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: