El vecino que me llevaba al colegio

Solía ir a pie a mi colegio que quedaba como a 10 cuadras de mi casa. Mi vecino salia un poco después que yo y a veces me encontraba en el camino y me ofrecía llevarme. Dependiendo de la hora llevaba primero a su hija y luego a mí. Al dejar a Mary me pasaba al puesto de adelante y conversabamos hasta llegar.
Con el tiempo se hizo costumbre que me llevara y yo solo salía un poco tarde y me montaba de una vez en su carro. Mi papá un día le agradeció por llevarme (porque yo les conté) y el dijo que no había problema, que si quería me llevaba a diario; asi fué. Recuerdo que me preguntaron a quien llevaba primero y le dije que a Mary.
En uno de esos viajes, empezó a tocarme la pierna; yo no tenia malicia ni se lo impedía, además las conversaciones eran de tú a tú y eso me hacía sentirme bien, como si fuese mas grande; eramos como amigos. Pero su mano en la pierna no fue que la pase desapercibida, me parecía como un síntoma de confianza, de ser amigos al mismo nivel. El tenía unos 34 años.
Empecé a contarles confidencias de niña, que le tenía rabia a tal o cual, que había hecho esto; Román se reía y me aconsejaba; así llegamos a la conversación de novios; yo no había tenido aún pero le conté del chico que me gustaba, y por alli fue siguiendo el tema con los días, hasta contarle que no sabía besar ni nada de novios. El siendo un adulto empezó a “explicarme” que los novios se tenian que demostrar cariño con las caricias como los padres lo hacian, porque primero se tenía un noviazgo y luego un matrimonio. Esa semana que conversamos eso su mano iba mas arriba de lo normal en mi pierna y debajo de la falda; yo empecé a tocarle también la pierna y acercarme mas a su silla; era como sentirme grande como él y en confianza. Me decía que eramos como grandes amigos aunque yo fuese una niña y creo que yo lo hacía para sentirme mas a su nivel.
Un día habían unos juegos colegiales y teníamos que ir a unas canchas directamente en la mañana un poco mas tarde, no al colegio. Yo no quería dejar de ver a Román esa mañana y me fui con el uniforme y la ropa de deportes debajo, para que mis padres no dijeran que me llevarían , luego de dejar a Mary en el colegio , le dije a Roman que iba a otro lado y que me dejara alla; el primero miro el reloj, pero al decirle que me tenia que quitar la falda y ponerme el uniforme acepto. Me quité la falda quedando en short y me saqué la camisa del uniforme para ponerme la franela de deporte(todo dentro del carro). Yo apenas me estaba desarrollando y tenia unos senos pequeños y no entendía del pudor con los senos; con inocencia quede en short y el torso desnudo delante de él. Cuando iba a ponerme la franela me dijo que espera a que se estacionara para que no levantara los brazos y me vieran de afuera vistiendome. Su carro tenia vidrios oscuros pero me invento eso, se detuvo convenientemente y me empezó a decir que me queria ver bien, que no se habia dado cuenta de lo linda que era; que parecia una mujercita de mas de 17 años, y empezó a ponerme sus manos por todos lados: las piernas, la cintura, los pechos. Yo no sabía como reaccionar y mi cuerpo me traicionó… Me pregunto si yo lo quería, le dije que sí, medio ofuscada por la sensación y la excitación que me estaba produciendo todo. No me dí cuenta cuando empezó a besarme, poco a poco, hasta que me metía la lengua y por inercia al poco tiempo empecé a responderle como el me hacía. Me metió la mano dentro del short y ya en ese momento no hice nada mas hasta que el se cansó. Comenzó a chupar mi sexo pero era incomodo en el carro. Creo que reacciono por la hora y el sitio y me llevó. Me dijo que ya eramos novios, yo me sentía deslumbrada, mas por sentir que tenia novio que por experimentar por primera vez una excitación y un orgasmo. Me dijo que tenia que ser un secreto que no le contara a nadie, ni a mis amigas porque después le decían a todo el mundo. yo le dije que no lo diría. Antes de llegar al Parque se paro y nos besamos otra vez, solo le abrí la boca y me metió su lengua y me metio la mano dentro del short.
NO pude jugar bien ni concentrarme en nada toda la mañana; en la tarde estuve pendiente en la ventana para verlo entrar a su casa y saludarlo de lejos.
Se volvió una rutina sus manoseos , me metía el dedo en el transcurso del viaje, a veces se detenia y me chupaba mis senos pequeños aun. Me hacía irme sin las pantaletas y me decia que me las pusiera en el baño del colegio y me iba metiendo el dedo todo el viaje.
Aunque su hija MAry solo tenia 8 años me invitó a su fiesta de cumpleaños, fue la primera vez que entramos a su casa mis padres y yo; en un descuido de todos me llevo detras de la cocina y me intentó penetrar, no lo hizo porque se acercó alguien y me dijo que saliera por atrás. Esa fiesta estuvimos todo el rato besandonos y manoseandonos por momentos.
Cuando terminó el año escolar, un sábado le pedí permiso a mi papá para visitarlos con la excusa de jugar con la niña. Mi papa se asomo por la ventana mientras atravesaba y tocaba la puerta. Me abrió Román y le dije si podia jugar con la niña; el se saludo con un gesto de manos con mi papa y entré. Me dijo que su esposa y la niña estaban aún durmiendo y casi me desnudo en la cocina otra vez. Esa vez si me penetró un poco y lo estuvo haciendo hasta que eyaculo adentro de mi. Me hizo limpiarme a la carrera y me dijo que me fuera al cuarto de la niña y el se fue al estar a ver tv.
Mary la esposa no se dió cuenta de nada. Estuve toda la mañana allí con la niña y cuando mi mama paso a buscarme estaba arriba en el cuarto jugando muñecas. Me dejo recogiendo los juguetes y se fue; al salir Román busco el momento de que no estuviera Su esposa cerca y me manoseo y beso, me metio el dedo, me puso hasta el pene en la boca y me fui. Esa noche no dormi porque me sentía excitada demás; quería que me lo hiciera otra vez y me penetrara mas. Un mes después volví a ir a su casa una tarde y aprovechando que MAry su esposa se metió a bañar, dejamos a Mary, la niña, entretenida en su cuarto me lo hizo, esta vez completo. Esa vez sentí que me lo metió todo. Yo no sangre y ni me dolió como dicen, solo un poco y me acabo adentro otra vez.
Esperaba con ansias el inicio del año escolar para ver a diario a Roman. Pero mi sorpresa fue verlos un día mudandose. Le dije a mi mama que iba a despedirme de ellos y ella fue conmigo; el dijo a mi mamá que me iba a dar una de las muñecas de Mary, que pasara en un rato. Como pudo Roman me dijo que cuando saliera la camioneta volvieras que estaria solo con los hombres de la mudanza. Así hice, le dije a mi mama y me fui; allí estaba los hombres cargando cosas, el no le importó mucho y me subió al segundo piso nos encerramos en uno de los cuarto y me lo hizo por ultima vez. Salí con una muñeca que me dió y los tres hombres me miraba y se sonreian como si supieran lo que había pasado.
Luego de irse, Roman aparecia cuando iba camino al colegio y me metia el dedo y besaba antes de dejarme; era de vez en cuando, durante mi primer año de bachiller. Nunca mas me hizo el amor. Y lloré mucho a escondidas cuando se mudo, por eso me algraba al verlo.
Hoy tengo 20 años y mi primer novio (porque nadie mas me a tocado ni besado además de Román); el ha sido muy romántico y respetuoso conmigo, dice que quiere formalizar y casarnos en unos años y a mi me da tristeza porque piensa que soy virgen e inocente. El ni siquiera me manosea los senos, cuando me ha sentido excitada (porque no soy de palo, siento cuando me besa) el mismo se retira y dice que seré su mujer y debe tratarme con respeto. Yo no sé si contarle la verdad y sacarme esta culpa que siento. Lo quiero mucho , pero también quiero y extraño a Roman y le tengo odio, aunque nunca mas lo he visto

VER VIDEO AQUI

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: