Los sábados busco la calle

Este sábado amaneció con las calles mojadas, fui a la iglesia, desayune en la cafeteria de al lado, hacía frío, decidí caminar, al rato llegue hasta la plaza de mercado, entre y observé las ventas de frutas curubas, ahuyamas, patatas, en esas me tropecé con un señor mayor, le ayude a recoger unas verduras que rodaron al piso por el tropezón, me disculpé por mi torpeza, y sin pensarlo, le tome el brazo, el señor me miró friamente pero me tomo la mano y me pidió que si quería tomar un cafe, fuimos y sentados, aún dentro de la plaza de mercado, donde el olor a cilantro, mezclado con olor a carnes y pescados era fuerte, sirvieron los humeantes cafés, y por lo estrecho del lugar estábamos frente a una tabla uno al lado del otro, nos dijimos los nombres, y nos contamos que hacíamos, entre tanto sentí la presión de su pierna  sobre la mía, luego con la charla y los sorbos de café, sentí su mano, grande sobre la cremallera de mi pantalón, mi polla ya estaba endureciendose, yo quieto, pasivo algo sumiso apenas le sonreía, trataba con mi actitud de darle confianza, por dentro yo ardía de deseos, ese sábado, triste y frío, el señor confiado con mi comportamiento me saco la verga, eso sí mirando que nadie nos estuviera mirando por debajo de la tabla , me la sacudio y empezó a masturbarme, mi pene algo chico para su gran manota no fue problema para el señor, me refregaba la pija con los dedos,  el lubricante se lo untaba en su mano y con la misma tomaba el pocillo de café, y volvía y me masturbaba, yo inicie mis gemidos suaves, pero a medida que me excitaba me iba empalideciendo mi rostro, pidió otros dos cafés, y de pronto cuando la mesera sirvió los cafes sobre la mesa, calientes y humeantes, me vineee, moje mis pantalones, el señor se mojó la mano, al piso cayó semen, mi rostro empalidecio y luego se tornó como quien acaba de llegar corriendo. Salimos y me invitó a su auto, avanzó unas cuadras, y en una esquina me despedí del señor, y continue caminando, hacía la casa .Estaba lejos, como a veinte cuadras.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: