Mi novia y yo en el cine

Este es mi primera historia, tenia muchas ganas de compartirla

Todo sucedió aproximadamente hace 2 años, mi novia de ese entonces y yo fuimos al cine, pero llegamos tarde y no alcanzamos boletos para la película que pretendíamos ver. La única película disponible a ese horario, estaba en ingles, por lo cual había muy poca gente en la sala, nos sentamos hasta arriba la sala; comenzó la película y con ello los besos, al principio besos normales y muy tranquilos, después todo se tornó un poco mas intenso y con mucha lengua.

Recuerdo haber puesto mi chamarra sobre sus piernas; ella llevaba un pantalón de mezclilla y un cinturón bastante bien ajustado. Puse mi mano en su pierna, muy cerca de su vagina (por encima de la ropa), ella claramente entendió la señal y aflojo su cinturón para que mi mano pudiera juguetear. Al introducir mi mano me tope con muchos pelitos, una inmensa selva de pelitos rizados, al bajar un poco mas llegue a su muy húmeda y calientita vagina; al introducir mi dedo ella no pudo contener un pequeño y muy excitante gemido, introduje mis 2 dedos y procedí a divertirme un buen rato.

De momento un empleado del cine entro a la sala, yo rápidamente saque mi mano de su calzón y fingimos mirar la película; a los cinco minutos se marcho el empleado y continuo la diversión.

Ahora me tocaba a mi gozar, ella metió su pequeña y delgada mano en mi pantalón, y empezó a masturbarme, primero lento y después mas rápido, en un momento bajo todo el pellejito de mi pene, y en la cabeza realizo movimientos muy rápidos, la verdad me dolía un poco, pero a la vez me excitaba muchísimo. Después bajo a mis testículos y jugo con ellos un buen rato, algo que me puso completamente los ojos en blanco.

Metí mis dedos un su boca, y ella los empezó a chupar de una manera muy excitante, ella saco su mano de mi pantalón, señal de que ahora ella quería placer. Le dije “levanta un poco ese culo” ella lo hizo, y mi mano ahora estaba dentro de sus suaves nalgas, estimule su ano con movimientos circulares y lo penetre variando la velocidad y la intensidad.

Me dijo al oído con una voz muy sexy “saca ese pene, que te lo voy a chupar”. Al momento de sacarlo mi cinturón hizo mucho ruido, y una pareja que estaba a unas butacas, voltearon a vernos, y nos observaron el resto de la película.

Al salir de la sala, ella fue al baño y me dijo que se termino de masturbar ahí.

Terminamos unos meses después, y nunca mas hubo la oportunidad de que chupara mi gordo pene…

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: